¿Los perros pueden comer miel? La miel es un alimento delicioso elaborado por las abejas en peligro de extinción. Las abejas recolectan néctar de flores y lo llevan de regreso a su colmena, lo almacenan y lo usan como alimento para sus larvas y otras abejas. Es delicioso y conocido mundialmente por sus beneficios para la salud. Si probó la miel , sabrá lo absolutamente deliciosa y dulce que es, pero ¿Es la miel segura para su perro ? Si es así, ¿Cuánto puede comer su perro? ¿Cómo puedes darle miel a tu perro ?

¿Los perros pueden comer miel?

Hablaremos de todo eso en este articulo, así que comencemos con la pregunta más crítica.

la miel es segura para los perros

¿La miel segura para los perros?

Sí, los perros pueden comer miel, pero si piensa en agregar miel a la dieta de su perro, hay algunas cosas que necesita saber y comprender para poder darle a su perro este delicioso y saludable producto de manera segura.

No debes sobrealimentar a tu perro con miel ; de hecho, demasiada miel podría ser mala para ellos, al igual que cualquier otro alimento como las fresas o plátano. La cantidad más segura es entre una cucharadita y una cucharada al día, dependiendo del tamaño de su perro. Los perros más grandes pueden obtener más miel y los perros más pequeños deben obtener menos miel.

la miel es buena para los perros

¿La miel es buena para los perros?

Si le da a su perro las cantidades recomendadas de miel , puede ser muy beneficioso y hacer maravillas para su sistema inmunológico y su salud. La miel está repleta de nutrientes esenciales para el funcionamiento saludable del cuerpo y es rica en vitaminas, minerales y antioxidantes. Algunas de las mejores cosas de la miel incluyen:

Vitamina B: la vitamina B es excelente para las funciones corporales, como los niveles de energía, la función cerebral; ayuda a prevenir infecciones, apoya el crecimiento y la salud de las células y ayuda con el metabolismo celular.

Vitamina C: también conocida como ácido ascórbico, la vitamina C es esencial para estimular el sistema inmunológico, el funcionamiento adecuado, el mantenimiento de huesos, dientes, cartílagos, ayudar a crecer, reparar y desarrollar el tejido corporal, y participa en muchas otras funciones corporales.

Vitamina D: esta vitamina ayuda a regular el calcio y el fosfato en el cuerpo. La insuficiencia de vitamina D puede provocar deformidades y problemas óseos.

Vitamina E: esta vitamina actúa como antioxidante y ayuda a proteger las células del cuerpo del impacto dañino de los radicales libres.

Vitamina K: esencial para la coagulación de la sangre y ayuda a curar las heridas.

La miel también contiene antioxidantes como el ácido fenólico y los flavonoides , que ayudan a proteger el cuerpo y es un gran suplemento que a menudo se administra a las perras preñadas para ayudar a desarrollar futuros cachorros.

Si alimenta a su perro con miel , su perro también obtendrá azúcares como fructosa y glucosa, minerales como hierro, zinc, manganeso, fosfato, sodio, magnesio, cobre y potasio. Estos minerales son saludables y cruciales para diferentes funciones corporales, como la producción de colágeno y glóbulos rojos.

La miel se considera un superalimento , pero puede ser peligrosa si sobrealimenta a su perro con ella. Hay algunos casos en los que debes evitar alimentar a tu perro con miel y, como dueño de un perro, debes estar al tanto de esos casos.

la miel puede ser mala

¿La miel puede ser mala?

Los perros pueden comer miel, pero todo lo que no se tome con moderación puede resultar perjudicial para nuestros perros y para nosotros mismos. La comida rápida puede ser un delicioso placer culpable, pero si solo comimos comida rápida muy pronto, comenzaremos a notar todos los efectos negativos que tiene en nuestros cuerpos. Lo mismo puede suceder con darles demasiada miel a nuestros perros . De hecho, puede ser saludable en pequeñas cantidades, pero la miel también está llena de azúcar.

Aunque a su perro le encanta la miel por su sabor rico y azucarado, demasiada miel puede provocar obesidad rápidamente . Es fundamental que tu perro tenga una dieta equilibrada y saludable, y se le debe añadir miel como golosina.

Los alimentos ricos en azúcar (como la miel ) pueden promover la caries dental. Si decides darle miel a tu perro , asegúrate de cepillarle los dientes después. Si de alguna manera su perro mete las patas y los dientes en el tarro de miel, esté atento a los problemas estomacales que puedan ocurrir. Su perro puede comenzar a vomitar, tener diarrea y perder el apetito.

La miel nunca debe administrarse a perros obesos , perros diabéticos , cachorros y personas mayores con sistemas inmunológicos comprometidos y perros alérgicos a las picaduras de abejas. Darles miel puede desencadenar malas reacciones y tener más efectos negativos que positivos. Antes de decidirse a darle miel a su perro , debe hablar con su veterinario y pedirle consejo.

como darle miel a mi perro

¿Cómo debo darle miel?

Hay muchas formas en que puede incluir miel en la dieta de su perro , pero primero, veamos cuál es la dosis segura de miel que puede comer su perro. La cantidad que su perro puede comer estará determinada por su sistema inmunológico, la edad, pero principalmente por su tamaño. Aquí hay una guía útil sobre cuánta miel es segura para su perro:

Perros que pesan hasta 5 kilos – ¼ de cucharadita por día

5 – 10 kilos – ½ cucharadita por día

10 – 20 kilos – 1 cucharadita por día

20 – 40 kilos – 1-2 cucharaditas por día

Más de 40 kilos: hasta 3 cucharaditas al día

La mejor manera de controlar la ingesta de miel de tu perro es dársela en una cucharadita y simplemente dejar que la lama. Pero para aquellos que son un poco más creativos, aquí hay algunas ideas adicionales.

Extienda una capa fina sobre su golosina favorita como un toque divertido a su sabor habitual.

Agregue miel en una licuadora con otros ingredientes aptos para perros como sandía o manzana, mezcle y triture su galleta favorita para obtener un toque crujiente.

Mezcle miel de hierbas para su perro.

A pesar de que los perros pueden comer miel, lo mejor que puede hacer por su perro antes de agregar miel a su dieta es hablar con su veterinario. Le informarán todo sobre la adición de miel a la dieta de su perro y si su perro puede o no tenerla.