No es una sorpresa que alguien pregunte «¿los perros pueden comer pan?» ya que el pan es uno de los alimentos domésticos más comunes en el mundo. Es probable que haya visto perros comiendo sándwiches, hogazas de pan o incluso rebanadas de pan en muchas ocasiones.

Por lo general, los perros no necesitan comer muchos alimentos para humanos porque obtienen la mayoría, si no todas, de sus necesidades nutricionales de una dieta bien planificada basada en alimentos para perros de calidad. Sin embargo, esto no significa que no anhelen alimentos para humanos de vez en cuando y que usted tampoco sienta la necesidad de darles algunos.

Entonces, si te pareces en algo a mí, te habrás preguntado anteriormente si tu perro puede comer algo de esa tostada de masa madre o pan de centeno que a veces desayunas o incluso algunas de esas golosinas de canela que has horneado con pan.

¿Los perros pueden comer pan?

La respuesta corta a la antigua pregunta «¿los perros pueden comer pan?» es SI los perros pueden comer pan. Pero hay algunas cosas que se deben y no se deben hacer a pesar de que el pan no es venenoso ni tóxico para los perros en sí.

Por ejemplo, hay algunas cosas con las que debes tener cuidado, como los tipos de pan que le das a tu perro, así como las cantidades de pan que le das a Fido y lo que contiene (pasas, nueces, cebolla, ajo en polvo). y chispas de chocolate, por nombrar algunos).

los perros pueden comer pan

Qué tener en cuenta en el pan para perros

Antes de seguir adelante y alimentar a su peludo amigo con un poco de pan, hay algunas cosas de las que debe asegurarse:

– Asegúrese de que su perro no sea alérgico al trigo, porque si lo es, no se lo pasará bien digiriendo pan de trigo.

– Asegúrese de que el pan que le esté dando a su cachorro solo represente un porcentaje muy pequeño de su dieta, con un 95% de su dieta constituida por comida para perros de calidad

– Trate de conseguir una marca de pan que contenga la menor cantidad de azúcar posible, porque el azúcar no es más que dañino para los perros.

– Asegúrese de que cualquier marca de pan que le dé a su perro no contenga pasas o nueces, las cuales pueden ser muy tóxicas para los perros.

los perros pueden comer pan

¿Qué pan es malo para los perros?

Antes de entrar en la discusión sobre qué tipo de pan puede comer un perro, hablemos del tipo de pan que un perro no debe comer.

4 panes más peligrosos

Pan de pasas: las pasas pueden causar insuficiencia renal e incluso posiblemente provocar la muerte en perros

Pan de cebolla y ajo: las cebollas y el ajo pueden dañar los glóbulos rojos.

Pan de plátano: el pan de plátano a menudo contiene ingredientes como chispas de chocolate o nueces, que son tóxicos para los perros y deben evitarse

Pan de nueces: cualquier pan que contenga nueces también es algo que debe evitarse

Además, y esto parece obvio, pero créame cuando digo que no hay suficientes personas que sigan esta regla, ¡no le dé a su perro pan viejo que tenga moho!

Cualquier moho que crezca en el pan representa un gran riesgo de toxicidad para tu perro, y si no comes esas cosas, no hay ninguna razón por la que tu perro también deba hacerlo.

los perros pueden comer pan

¿Qué pan pueden comer los perros?

Por lo general, el pan blanco y de trigo es lo más seguro para su perro, suponiendo que no tenga alergias y no le cause malestar estomacal. Darle pan a tu perro de vez en cuando estará bien, siempre y cuando se alimente con una dieta equilibrada con mucho ejercicio.

Agregue a eso el hecho de que el pan integral contiene una cantidad decente de fibra dietética que ayuda a su perro cuando se trata de evacuar el intestino, ¡ya sabe qué tipo de pan debe acompañar! 🙂

En caso de que su perro sufra intolerancia al gluten, solo debe intentar alimentar a su perro con pan sin gluten.

Si la lista de panes no adecuados para darle a tu perro te ha dejado algunas ideas, prueba a darle un poco de pan de calabaza a tu perro y verás cuánto le encantará. También es perfectamente seguro para que Fido coma. Solo recuerde asegurarse de que tenga una cantidad muy baja de azúcar.

¿Cuánto pan es bueno para los perros?

Para mantenerse lo más seguro posible y para asegurarse de que el pan no le cause malestar estomacal a su perro, solo dele a su perro algunos trozos de una hogaza de pan integral de vez en cuando como golosina (pista: dele a su perro un trozo pequeño de pan con mantequilla de maní como regalo).

Esa es la forma en que a la mayoría de los dueños de mascotas que juegan a lo seguro (incluido yo) les gusta hacer, y no hemos tenido ningún problema. Sin embargo, es necesario mencionarte que al igual que la tortilla, el pan en realidad no es un alimento que deba ir dentro de la dieta de un perro, es mas bien un premio.

No querrás darle a tu perro una carga completa de pan para comer, porque eso solo provocaría un intenso dolor de estómago e hinchazón, siendo este último un problema muy peligroso en los cachorros.

¿Se puede dar masa de pan a los perros?

¡La respuesta es un NO enorme! ¡No está bien alimentar a tu cachorro con masa de pan!

A diferencia de la masa de calabaza, que está completamente bien para perros, la masa de levadura debe mantenerse lo más lejos posible de su perro.

Si su perro consume masa de levadura cruda, existe una gran posibilidad de que fermente en su estómago y se vuelva muy tóxica, incluso fatal.

Además de los problemas de toxicidad, la masa de levadura también puede provocar una hinchazón grave [3] en el estómago de su perro y la expansión de sus intestinos, lo que puede provocar un dolor intenso y roturas en el estómago o el tracto intestinal.

Su perro también puede comenzar a vomitar sin control si come masa de pan, comienza a tener convulsiones y, a veces, incluso entra en coma.

La expansión de la masa de pan dentro del estómago de su perro también resultará en toxicosis por etanol, que tiene los siguientes síntomas (tenga en cuenta que estos síntomas pueden aparecer entre 30 minutos y 2 horas desde que su perro consume una cantidad excesiva de pan):

  • Exceso de gas pasando
  • Vómitos, a veces querer vomitar pero no poder
  • Aturdimiento y pérdida de coordinación.
  • Problemas de vejiga inusuales
  • Cambios de comportamiento repentinos
  • Letargo
  • Depresión
  • En casos muy graves, paro cardíaco y muerte.

Si cree que su perro ha comido masa de pan, debe ponerse en contacto instantáneamente con su veterinario o cualquier otro profesional del cuidado de perros que conozca y en el que confíe.